domingo, 1 de mayo de 2016

Cambio de actitud

Si pudiera dar un salto
sobre este presente incierto,
sobre este campo de minas
ocupado por el miedo,
si pudiera saltar libre,
impulsándome hacia el cielo
con un corazón de piedra
indolente al desconsuelo,
no sería la que soy.

Pero he de poner remedio
utilizando mis armas,
solucionar sin lamentos
el salto libre al abismo.

Tengo un nuevo jazminero
donde están saliendo flores
-tan robustas como el hierro-
de la planta del futuro.
Este es mi nuevo secreto,
la fuerza del horizonte
en el que al final me veo.

Por fin quiero estar allí,
en el patio de recreo,
ese gran desconocido
que por supuesto, merezco.